RSS

Sin lamentos

19 Sep

 

Hoy no quiero lamentarme, ni siquiera necesito derramar la lágrima que llena mis ojos cansados, de mirar silencios que hieren las mismas entrañas de la boca que calla, de nuevo, su inquieto respirar.
Hoy no quiero lamentarme, porque no tengo lamento, sino el – Siempre- incontenible deseo de ser luz, simplemente luz.
La sombras se vuelven inseguras cuando lloran calendarios y futuros, cuando atrapadas entre sentires arañan la piel de los jamases y rasgan con sus tinieblas la calidez del ser sin estar.
Miro al sol ¿Lo ves? Apenas me inclino se vuelven sombras de nuevo los pensamientos, por eso, permanezco erguida con la vista al frente.
No sea que sin querer, me olvide de alzar el corazón y se pierda la sangre que debe todavía derramarse en el tiempo que acostumbra a retrasarse.
Hoy no quiero lamentarme prefiero esperar a que amanezca.
¿Por qué va a amanecer, verdad?

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 19 septiembre 2009 en Mis Letras

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: