RSS

El último silencio

25 Nov

 

Sí conociera las palabras

tal vez no callaría,

pero me oprimen los silencios

y mi voz queda aplastada,

cómo una violeta

dibujada en el mantel.

Te observo y enmudezco

sentada en el mediodía

que desde siempre, yo,

acumulaba entre mis manos.

Ahora, percibo mis palmas

llenas de huellas

que reflejan soledades,

y un alma que contempla

el veredicto.

Camino, ligera

y azarosa de experiencias

y no conozco las palabras;

por eso, no hablo,

y se consume el todo

en un acontecer inesperado

que escapó de algún sueño,

hasta este rincón

del último silencio.

El amor se cubrió de niebla

y se hundió la garganta en el vacío.

Siempre sueños

J. Corsina.
15/07/07

©®

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 25 noviembre 2009 en Letras Poéticas, Poemas

 

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: